Gallinas, y las consecuencias de su explotación

Poner más de 20 huevos al año no es “natural” ni deseable. Una gallina roja, el ancestro salvaje de una gallina, pone 4-7 huevos en un nido, que luego incuba durante 20 días. Después de que nacen los pollitos, permanecen con ella durante otros 3 meses hasta que son expulsados ​​para formar sus propios grupos sociales (¡Las gallinas rojas viven en bandadas muy pequeñas! Muy diferente a la forma en que la mayoría de las personas cuidan a las gallinas). Una gallina no puede criar más de 3 nidadadas al año, ya que el proceso entre la puesta, la incubación y la independencia de las crías supone 4 meses, lo que significa que no pondrá nunca más de 25 huevos en un año.

Más información sobre el origen de las gallinas.

 

 

Si comparamos lo expuesto anteriormente con las gallinas actuales seleccionadas para poner huevos sin cesar…”[En 2004,] un equipo internacional de genetistas reprodujo el mapa completo del genoma de la gallina[…] Otra mutación que resultó de la reproducción selectiva es la del gen TSHR (receptor de la hormona estimulante de la tiroides). En los animales salvajes, este gen coordina la reproducción con la duración del día, limitando la cría a temporadas específicas. La mutación que desactiva este gen permite a los pollos reproducirse y poner huevos durante todo el año “.

Estudio sobre el genoma de la gallina.

 

Su instinto maternal ha ido desapareciendo en algunas razas de gallinas, porque a los humanos les resulta un problema (dejan de poner huevos cuando están incubando, y son muy protectoras con los huevos que cuidan). Los genetistas continúan trabajando para crear cepas de gallinas cada vez más “productivas”

Empresa de genética que “crea” nuevos individuos modificando su genoma.

 

Todo esto supone un alto coste, por supuesto, para los cuerpos de las gallinas. Mientras que sus ancestros viven fácilmente 15 años en su hábitat natural, o 30 en cautiverio, las gallinas modernas tienen la suerte de hacerlo 10. La mayoría mueren antes de llegar a la “edad madura”, de cualquiera de sus decenas de problemas reproductivos.

Huevos: la principal causa de cáncer en gallinas de la que nadie habla.

Esta es la razón por la que las gallinas ponedoras se utilizan como modelo de laboratorio para estudiar el cáncer de ovario humano. Son la única especie que “espontáneamente” (aunque, realmente, cuán “espontáneo” es, dado el valor de miles de años de cría selectiva para la ovulación persistente o prolífica) desarrolla esta enfermedad a tasas tan altas. 

Semillas de lino para el cáncer de ovario

 

Por esta y otras razones, no puede existir un huevo ético para uso o consumo humano.  Nosotros  como rescatadores, corremos con los gastos económicos de los múltiples tratamientos de estas enfermedades, así como con el coste emocional de perder animales a los que amamos por enfermedades dolorosas a edades demasiado tempranas.

Más sobre los huevos

El único tratamiento preventivo que puede ayudar a las gallinas son los implantes.

implantes en gallinas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies